martes, 24 de marzo de 2015

Sidra sangrienta de Peter Lovesey

¿A que sabe la sidra sangrienta?
Sidra sangrienta. Sangrienta como el color de algunas de las manzanas que se emplean para hacerla. Sin sangre su color es amarillo pajizo. Su sabor, ácido sin llegar a amargo. ¿A que sabe la sangre? ¿A que sabe la sidra sangrienta?

En 1964 el profesor, de la Universidad de Reading,Theo Sinclair recibe la visita de Alice Ashenfelter. Y su vida da un vuelco espectacular.

Theo Sinclair, un medievalista con todos los tics que se le supondrían a alguien tan interesado por la antigüedad que se diría que vive en ella, no sabe cómo reaccionar ante la modernidad y el desparpajo de Alice y opta por dejarse llevar a pesar de su reticencia inicial.

Su memoria debe retrotraerse a 1945, cuando teniendo 11 años testimonió en un juicio por el asesinato Donovan. Por un asesinato al que la prensa dio en llamar el Caso de El Cráneo del Barril de Sidra acaecido cuando él solo tenía 9 años. Una edad en la que sacar conclusiones no es fácil y cualquier visión impactante puede tener efectos inesperados en la capacidad de razonar.

Fue en Somerset. Donde vivía temporalmente acogido en casa de los Lockwood como refugiado mientras duraban los bombardeos alemanes en Londres.

Sidrería
Duke y Harry dos soldados americanos confinados en esa remota zona a la espera de desembarcar en Europa y librar las batallas necesarias para liberar al continente confraternizan con los Lockwood y colaboran en la recogida de manzanas y en la elaboración de sidra.

Poco se imagina nadie que está a punto de suceder una tragedia.

Una tragedia hoy ya olvidada, con el paso de los veintiún años transcurridos. Menos para Alice quien retoma el hilo de la historia y elabora una teoría alternativa a la oficial y cuya constatación no está exenta de peligros.

Esta novela policial discurre por los caminos de la memoria y pone en cuestión cuánto hay de verdad en lo que recordamos y cuanto de añadido. Cuanto de vivido y cuanto de imaginado.

La novela le sirve también a su autor Peter Lovesey para dar muestras de su sutil humor británico al enfrentar a un profesor británico de vida convencional con una joven guapa y atractiva americana del estado de Connecticut.

La novela, en su cariz policiaco, juega al despiste, necesario e imprescindible, pero sin engañar al lector, resultando un digno trabajo detectivesco.

Pueden completar la lectura con el filme 'Que noche la de aquel día' protagonizada por Los Beatles y estrenada ese mismo año 1964, que aunque de nula incidencia en la novela y el caso policial tratado y de poca trascendencia cinematográfica cuenta con la música, la ropa y el comportamiento de ese 1964. Y además acaba de cumplir 50 años.

Otras novelas de Peter Lovesey reseñadas en este blog:




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada